Escrito por

Tipos de Suelo de Cocina

Los suelos son una de las partes más esenciales de cualquier cocina, determinan tanto la imagen como la higiene de un espacio tan importante como este. La elección de un tipo de suelo es una decisión que puede ser complicada si no conocemos con detalle los diferentes características que tiene cada uno. Para que puedas hacerlo con total conocimiento de causa, en este artículo te comentamos cuales son las características de cada tipo de suelo, así como sus ventajas y defectos.

Cocina con suelo vinílico

Una variedad que abruma

Hoy en día, cuando nos dirigimos a cualquier centro especializado podemos optar por tantas opciones de suelo para nuestra cocina como nos sea posible imaginar. Desde las clásicas porcelanas pasando por los suelos laminados hasta el micro-cemento, las opciones son múltiples y variadas. Aquí analizaremos algunas de las principales alternativas, pero como verdaderamente son tantas y tan variadas, dejaremos espacio para continuar analizándolas en próximas entradas.

Suelos de cerámica clásica

También conocidos como suelos de gres tradicional, siempre han sido los más utilizados en las cocinas de nuestras madres y abuelas y siguen siendo una de las opciones más elegidas. Se caracterizan por tener una capacidad muy alta de absorción de agua y una resistencia y dureza verdaderamente notables.

Suelen venir en formatos de 30×30 y debido a su pequeño tamaño tienen un número de juntas alto. Están diseñadas en múltiples tonos, aunque este es sólo superficial puesto que la base es siempre de color rojizo. Además, cabe decir que son los suelos más económicos de todos (con permiso de los vinilos) con mucha diferencia.

Cocina con suelo cerámico

Suelos laminados de madera

Hemos tratado recientemente en este espacio el tema de las cocinas de muebles laminados de madera. Realizadas con láminas de madera prensadas, y recubiertas con una fotografía de la textura elegida (madera, mármol, etc), este material del cual ya tenemos algunas referencias, está siendo muy utilizado también para los suelos de las cocinas.

El suelo laminado no requiere obras en casa, cuenta con unos precios reducidos, y unos acabados muy buenos, que destacan por su resistencia a golpes, arañazos y a los productos químicos de limpieza.

Cocina con suelo laminado

Suelos de vinilo

No es una categoría de suelo en sí, por las propias características del material. Los suelos de vinilo, están realizados en un producto sintético se adhieren sobre otras superficies anteriores y si son aplicados con cuidado y utilizando productos de calidad pueden ser la opción más económica.

Sin embargo, este tipo de suelos tiene un tacto similar al plástico y una resistencia muy inferior al resto.

Suelos porcelánicos

Realizados en grés (cerámica) a través de pasta compacta sometida a alta cocción, son de una extrema dureza, y además son muy lisos e higiénicos ya que se les ha sometido a un proceso de rectificado para este fin.

Son una clase de suelos muy utilizados en la actualidad que tienen como principales ventajas su dureza y su muy baja porosidad. Podemos encontrarlos en toda clase de acabados, y tonos, e incluso imitando madera, pizarra o metales.

Existen, además de estos, otros muchos tipos de suelos de cocina que serán analizados en próximas entradas de este blog.

¿Qué es lo que piensas?