Escrito por

Muebles baratos, una moda en auge

La llegada de la multinacional sueca del mueble Ikea ha supuesto una auténtica revolución en el mercado del mueble en nuestro país, pasando de las tradicionales tiendas de muebles de calidad, con alguna excepción de muebles baratos, a un escenario en el que las grandes marcas franquiciadas se extienden por la geografía española ofreciendo muebles cada vez más baratos.

La clave de la bajada de precios está, sin duda, en la pérdida de la calidad de los materiales utilizados y, por otro lado, en la desaparición del concepto de montaje y transporte, en muchas ocasiones. De esta manera, a imagen y semejanza de Ikea, las grandes empresas del mueble pueden permitirse bajar sus precios y ofrecer productos altamente competitivos a sus clientes.

De la misma manera, al tratarse de un mobiliario con una calidad y durabilidad discutible, se garantizan una demanda en el tiempo, ya que la sociedad ha acabado adaptándose a la idea de cambio de mobiliario cada poco tiempo, a diferencia de generaciones anteriores, cuando los muebles duraban toda la vida de la casa, o casi.

Muebles Boom, Tifoon, Flatpack, etc., son sólo algunos de los nombres que han surgido al rebufo de Ikea, amén de otras marcas de muebles más tradicionales que han adaptado sus productos y servicios a esta nueva forma de entender el sector de los muebles y que se ha mostrado como altamente beneficiosa para las empresas que la practican, habida cuenta de la rápida adaptación de la sociedad a ella y la creciente demanda que ha ido surgiendo.

¿Qué es lo que piensas?