Grifos adaptables

El grifo de cocina es un elemento indispensable, y como tal tenemos que buscar nuestra máxima comodidad a la hora de utilizarlo. Muchas veces, su tamaño no es el adecuado para nuestra cocina o para el fregadero, y en algunos momentos, cuando las labores se nos dificultan debido a ello, desearíamos que fuera un objeto […]

El grifo de cocina es un elemento indispensable, y como tal tenemos que buscar nuestra máxima comodidad a la hora de utilizarlo. Muchas veces, su tamaño no es el adecuado para nuestra cocina o para el fregadero, y en algunos momentos, cuando las labores se nos dificultan debido a ello, desearíamos que fuera un objeto más flexible, quizás “de quita y pon”. Hoy en día esto puede dejar de ser un anhelo para convertirse en realidad, gracias a posibilidades como las que nos ofrece el grifo flexible de la empresa Kohler.

El nombre que recibe este grifo es Karbon, y como vemos tiene un cuerpo articulado, casi parecido al brazo de un robot, que podemos extender y encoger a nuestro antojo. Con esto se solucionan nuestros problemas de espacio: el grifo deja de ser un estorbo cuando tenemos una pila de platos que a duras penas cabe en el fregadero. Está fabricado en carbón, como su nombre indica, y en acero inoxidable, lo cual hace que su peso no sea excesivo y pueda acoplarse sin problemas, con una mínima reforma, a cualquier tipo de pared.

Otro grifo que nos puede resultar muy útil no sólo en el caso de los problemas de espacio, sino también de visión, es este grifo táctil. En una entrada anterior ya vimos algunos accesorios de cocina preparados para suplir carencias de vista; ésta es otra opción muy útil en dichos casos, ya que gracias a la tecnología Touch 2.0, presente también en numerosos electrodomésticos de domótica, podemos activarlo con sólo tocarlo. La presión del contacto determinará la fuerza del chorro de agua. Hay variso modelos en el mercado; el que vemos hoy pertenece a la empresa Delta.

Grifos adaptables
4.40 / 5
4.40 - 48 Votos

También te puede interesar